Editorial.

Cinco jóvenes sevillanos inocentes han pasado ya un prolongado tiempo en la cárcel y ahora el Tribunal Superior de Justicia de Navarra confirma la condena a 9 años de prisión. Se trata de una degradación de la Justicia y del sentido universal de lo que es justo. Por muy pocos simpáticos que caigan los condenados y por lamentables que parezcan sus costumbres, practicaron sexo entre adultos con pleno consentimiento. Eso es una obviedad que se confirma con todas las pruebas. Decir que no podía huir tras un largo recorrido en el que hay una parada en un hotel para buscar habitación para “follar” es un sarcasmo jurídico.

La sentencia de una ridiculez, es un insulto a la inteligencia. Afirmar que la denunciante ofrece un discurso “coherente y persistente en la incriminación” no tiene ni pies ni cabeza, cuando son numerosos los cambios de versiones, cuando el mínimo relato final no se corrobora sino que se desmiente con los hechos.

Es ya aún más lamentable que dos jueces presenten un voto particular en el que solicitan que se eleve la condena a 14 años y 3 meses.

Se trata a lo más parecido a un linchamiento con togas, a un sacrificio en el altar de la histeria de la tiranía feminista. Esta tiranía ya resulta estomagante y altamente peligrosa con la eliminación de la presunción de inocencia a los varones, algo que una sociedad civilizada no puede permitir. Estamos hartos de esa tiranía estomagante.

 

La entrada Bajo la estomagante tiranía feminista se publicó primero en Rambla Libre.


Source: Ramba Libre

Pin It on Pinterest

Share This